10/09/2020, 15.55
LÍBANO
Enviar a un amigo

Vuelve el miedo: nuevo incendio en el puerto de Beirut (Video)

de Pierre Balanian

Se teme una nueva explosión, luego de la del 4 de agosto, que devastó la zona portuaria. Para el ejército, se trata de un incendio de escombros controlado. Dudas del director del puerto: ¿A quién se le ocurre colocar neumáticos cerca del aceite para motores? Los bomberos trabajan para contener las llamas. Medios británicos: Hezbolá controlaba el nitrato que desató la reciente explosión. El puerto, símbolo de la corrupción del país. La campaña para “Socorrer a una Beirut devastada”.  

 

Beirut (AsiaNews) – A las 13.30 de hoy, en el cielo de Beirut se elevó una densa columna de humo gris oscuro, proveniente del puerto. La noticia de un incendio en el área portuaria enseguida despertó el temor de que se repitiera la catástrofe ocurrida hace un mes y seis días, que devastó un cuarto de la capital.

La noticia del incendio preocupa a la población. Hace pocos días, hallaron cerca de 3 toneladas de nitrato de amonio, intactas, en el lugar. Se conservaban en un depósito alejado del puerto; nadie supo decir de dónde provenían ni quién era su dueño.  

El incendio estalló en un lugar cercano a la zona afectada por la explosión. Según algunos trabajadores portuarios, se habría desatado en un depósito de neumáticos y aceite para motores. Una fuente del ejército libanés, contactada de inmediato por AsiaNews, negó que el incendio se haya producido en el lugar. Afirmó que el fuego se inició en una pila de escombros acumulados luego de la explosión del mes pasado. Los bomberos trabajan para impedir que las llamas de propaguen. 

Las sirenas de las ambulancias y bomberos en una carrera a toda prisa rumbo al puerto no aportan tranquilidad a la gente. En los vecindarios cercanos a la explosión, muchas personas prefirieron salir de casa y huir a zonas abiertas más seguras.  

El ejército cortó las calles que conducen al puerto; fuentes no confirmadas niegan la versión de un incendio de escombros controlado. Quién es el que difunde noticias contrastantes y por qué lo hace, es el punto de mayor preocupación en este momento.

El director del puerto, Bassem Kaissi, criticó a quien haya colocado neumáticos en un lugar donde se almacena aceite para motores, dando a entender que no se trata de un incendio de escombros que estaría bajo control. También agregó que la principal preocupación es impedir que las llamas se extiendan hasta el puente Charles Helou, en la zona de las viviendas devastadas por la explosión del 4 de agosto, donde varias ONGs trabajan en la limpieza y reacondicionamiento del lugar.

El incendio de hoy ocurre al día siguiente de la publicación - en la prensa británica - de reportes que dan casi por sentada la responsabildad de Hezbolá en la explosión del 4 de agosto. El “Partido de dios” controlaba el nitrato de amonio que habría originado la explosión, sostienen los medios británicos.

Por otro lado, EEUU ayer impuso nuevas sanciones sobre dos políticos libaneses que tienen lazos estrechos con Hezbolá: el ex ministro de Obras Públicas Yussef Finyanos (un cristiano) y el ex ministro - chííta - del Tesoro, Ali Hassan Khalil.

El incidente de hoy desencadenó numerosos comentarios precipitados de la gente. “Están destruyendo las pruebas, es evidente”, dijo un hombre de unos 40 años, que decidió cerrar su negocio, previendo lo peor. Todos, presos del terror, aguardan una nueva explosión. La Cruz Roja ya ha avisado a la población que debe permanecer alerta. 

El recuerdo del funesto 4 de agosto sigue fresco en la memoria: un primer incendio, una columna de humo, seguida de una segunda con forma de hongo nuclear, y luego, una explosión aterradora. Después de 45 minutos, la nube continuaba envenenando el cielo de la capital. 

El puerto de Beirut era y sigue siendo definido por los libaneses como “la cueva de Alí Babá y los 40 ladrones”, ya que está controlado por todos los partidos políticos, y cada uno tiene su tajada. Hace algunos días, el ex ministro de Transporte público, Ghazi Al Aridi, declaró que el contrabando, las coimas y los mediadores ilegales “privan al puerto de ingresos que rondan el millardo de dólares al año”. Según The National,  el 70% de los trabajadores portuarios está conformado por chiítas ilegales que tienen lazos con Amal, el partido de Nabih Berri, presidente del Parlamento.

Goldman Sachs ha calculado que para reconstruir el puerto se requerirán entre 3 y 5 millardos de dólares. Las estimaciones del Banco Mundial son inferiores: calcula que los daños rondarían entre 580  y 710 millones de dólares.

Muchos países, y entre ellos, Kuwait y Francia, manifestaron que están dispuestos a participar en la reconstrucción. La falta de confianza en un gobierno sobre el cual llueven las acusaciones de corrupción torna harto difícil proyectar obras en tiempos breves.

Para sostener a la población de Beirut y del Líbano, y para colaborar con Caritas Líbano, AsiaNews ha decidido lanzar la campaña “Socorrer a una Beirut devastada”. Quienes deseen colaborar, pueden enviar sus donativos a: 

- Fondazione PIME - IBAN: IT78C0306909606100000169898 - Código de Identificación del Instituto (BIC): BCITITMM - Motivo: “AN04 –  SOCORRER A UNA BEIRUT DEVASTADA”

 

Enviar a un amigo
Vista para imprimir
CLOSE X
Ver también
Musulmana, ex radical: Riad y el salafismo (wahabí) un peligro para el islam y para el mundo
17/12/2016 13:14
Lograron controlar el incendio. Se abre otra investigación
11/09/2020 12:22
Hezbolá está abierto a la reforma ‘laica’ del Líbano que invoca Aoun
31/08/2020 14:33
Beirut, card Raï: las instituciones ‘politizan’ la desgracia y obstaculizan la investigación
24/08/2020 10:25
En el diálogo con los chiítas, el patriarca Rai sugiere cambios en el sistema político libanés
25/09/2020 16:00