Kuala Lumpur, prohibidas las prédicas del islamista Zakir Naik

El “tele-evangelista” indio èes considerado como el “inspirador” de la masacre de Daca del 1 de julio de 2016. La policía recibió más de 100 denuncias en mérito a algunas declaraciones de fondo racial. Naik puso en duda la lealtad de la minoría hindú y afirmó que los ciudadanos de etnia china son huéspedes en Malasia.

 


Kuala Lumpur (AsiaNews/Agencias)- La policía de Malasia prohibió todo tipo de actividad pública a Zakir Naik (Foto), después que declaraciones de trasfondo racista emitidas por el controvertido predicador islámico habían suscitado la pública indignación. Naik, de 54 años de nacionalidad india, es considerado el “inspirador” de la masacre de Daca del 1 de julio de 2016. Desde hace 3 años. el “tele-evangelista” evade a las autoridades de Nueva Delhi, que lo acusan de reciclaje de dinero y de incitación al odio. Diversos países occidentales (entre los cuales Canadá y el Reino Unido) y asiáticos (Bangladés y Singapur) le han prohibido el ingreso. En 2017, pero, las autoridades de Kuala Lumpur le concedieron permiso de residencia permanente. Representante entre los más conocidos del islam salafita, Naik es muy popular entre los radicales islámicos. 

La población de Malasia está compuesta por casi 32 millones de personas, más del 60% de las cuales son musulmanas. En la vida social, las fronteras entre las comunidades étnico-religiosas son marcadas en modo neto y las políticas identitarias juegan un rol importante. Por lo tanto provocó encendidas polémicas el discurso pronunciado por Naik el pasado 3 de agosto, en ocasión de una conferencia realizada en Kota Baru (Estado de Kelantan). Durante su intervención, el predicador afirmó que los malayos de etnia deben “ser los primeros en irse”, porque son “viejos huéspedes” del país; luego agregó que los hindúes residentes en Malasia son más fieles al Premier indio Narendra Modi que a su Premier, Mahathir Mohamad. Pero ellos gozan de “100 derechos más” respecto a los musulmanes en India. 

En los días siguientes, cayeron sobre él 115 denuncias públicas y diversos pedidos de expulsión. Contra Naik se expresaron también algunos ministros del gobierno. Hace 3 días, Mahathir declaró que el “tele evangelista” “es libre de predicar sobre el islam pero no debe expresarse sobre temáticas raciales que se refieran a Malasia, sobre todo porque no es ciudadano”. El día después, la policía interrogó al predicador por 10 horas y ayer llegaron las disculpas públicas. “Jamás fue su intención turbar a ningún individuo o comunidad- declaró naik-. Es contra los principios de base del islam y quisiera expresar mis más sentidas disculpas por este malentendido”. La marcha atrás no disuadió a las autoridades de emitir una medida restrictiva. 

 

MALAYSIA_-_0821_-_Predicatore.jpg