Revocaron el estado de emergencia en Maldivas

La medida restrictiva regía desde hace 45 días. El ex presidente y dictador Maumoon Abdul Gayoom está siendo indagado por terrorismo. La oposición fue dispersada por el jefe de Estado Yameen. Queda el campo libre para poder entablar acuerdos comerciales con Beijing.  


Malé (AsiaNews/Agencias) – El presidente de las Maldivas, Maldive Abdulla Yameen Abdul Gayoom ha revocado el estado de emergencia, que regía desde hace 45 días. La decisión fue tomada ayer, al día siguiente de que quedara incriminado por terrorismo el ex jefe de Estado Maumoon Abdul Gayoom (v. foto), hermanastro de Yameen y dictador, que gobernó la isla durante 30 años, hasta 2008. De hecho, el actual presidente ha dispersado a la oposición y se encamina a un gobierno sin posibilidad de contrastes y a la reelección, prevista para fin de año.

La situación en el archipiélago del Océano índico, uno de los destinos turísticos predilectos de Occidente, se precipitó a principios de febrero, cuando los jueces de la Corte suprema, por unanimidad, dispusieron la liberación de los opositores pertenecientes al Maldivian Democratic Party (MDP), y la reapertura de los procesos contra ellos. Además, la sentencia rotulaba de “inconstitucional” el debate que condujo a que se condenara por terrorismo a Mohamed Nasheed, el primer presidente democráticamente electo en el 2008. Este último, luego del inesperado veredicto, se preparaba para hacer su retorno a la capital y competir en las elecciones presidenciales, tras años de exilio, transcurridos entre Londres y Sri Lanka.

Temiendo que el Parlamento pudiese votar a favor de un proceso de destitución en su contra, Yameen suspendió los derechos constitucionales y declaró el estado de emergencia. Si bien en un principio estaba prevista por 15 días, la medida siguió rigiendo por 45. Mientras tanto, el presidente obtuvo el arresto del presidente de la Corte Suprema, Abdulla Saeed, y del juez Ali Hameed. Luego, el 21 de marzo pasado, también consiguió que se imputara por terrorismo a Saeed, al hermanastro del ex dictador y a otras nueve personas más. El órgano más elevado del poder judicial, al quedar acéfalo, dio marcha atrás con la decisión de excarcelar a los opositores del MDP. “No nos rendiremos –tuiteó Nasheed desde el exilio-, lucharemos y ganaremos”.

El restablecimiento de una situación de normalidad también ha permitido reemprender relaciones con países del exterior, ante todo con China. Mohamed Faisal, embajador en Beijing, ha declarado al South China Morning Post que las Maldivas están dispuestas a impulsar nuevamente los proyectos chinos y quieren atraer nuevas inversiones provenientes de la China, a pesar de las repercusiones que esto podría traer con otro gran rival del área, la India.  

En efecto, la crisis constitucional ha agudizado el enfrentamiento entre Delhi y Beijing, ambas deseosas de mantener sus esferas de influencia en la región. Al actual presidente Yameen se lo considera cercano a la postura de Beijing, por haber firmado acuerdos para el proyecto “Belt and Road Initiative”. Por el contrario, su predecesor, Nasheed, gravita en torno a la órbita de Delhi, y recientemente acusó a China de “secuestro de tierras” para la construcción de sus rutas comerciales con destino a Europa.

MALDIVE_-_0323_-_Update_politica.jpg